Tendrás todo de Dios, cuando Dios tenga todo de ti. - Anónimo