Cuando el sol se eclipsa para desaparecer, se ve mejor su grandeza - Séneca