Los hombres se distinguen menos por sus cualidades naturales que por la cultura que ellos mismos se proporcionan. - Confucio