El que escribe en el alma de un niño escribe para siempre. - Anónimo