Si los triangulos hicieran un dios, lo idearían con tres lados - Montesquieu