Se ha de leer mucho, pero no muchos libros; ésta es una regla excelente. - Jaime Luciano Balmes