La única razón por la que vivo son las mujeres, y por desgracia son lo único que me mata. - Anónimo