A dondequiera que vayas, ve con el corazón. - Confucio