Somos tan desdichados que no podemos encontrar placer en algo sino con la condición de enfadarnos si no tiene éxito - Blaise Pascal