Ningún pueblo abrumado de impuestos es apto para dominar - Francis Bacon