Sólo se ama lo que no se posee totalmente. - Marcel Proust