No confíes en algo que sangre durante cinco días y no se muera. - Anónimo