Mirar la vida a la cara, siempre hay que mirarla a la cara y conocerla, por lo que es. Así podremos conocerla, quererla, por lo que es., y luego, guardarla dentro. - Virginia Woolf