No se deben juzgar los síntomas como si fueran causas - André Maurois