El buen arquero no es juzgado por sus flechas, sino por su puntería. - Thomas Fuller