La gran tragedia del mundo es que no cultiva la memoria, y por tanto olvida a los maestros - Martin Heidegger