La victoria pertenece al más perseverante. - Napoleón I