No es verdaderamente valiente aquel hombre que teme ya parecer, ya ser, cuando le cuadra, cobarde. - Edgar Allan Poe