No se puede poner precio al amor, pero sí a todos sus accesorios. - Máximo Gorki