El que sólo busca la salida no entiende el laberinto, y, aunque la encuentre, saldrá sin haberlo entendido - José Bergamín