La vida es un constante proceso, una continua transformación en el tiempo, un nacer, morir y renacer. - Hermann Keyserling