Dios, gran principio de todos los principios y que jamás tuvo principio, ¿podría concebirse a sí mismo, si para ello tuviera necesidad de conocer su propio principio? - Giacomo Casanova