Debe ser muy grande el placer que proporciona el gobernar, puesto que son tantos los que aspiran a hacerlo. - Voltaire