Las causas están ocultas. Los efectos son visibles para todos. - Ovidio