Yates ridículos, aviones privados y grandes limosinas no hacen a la gente disfrutar mas de la vida - Richard Branson