El que no lo pierde tiene mucho tiempo - Bernard B. de Fontenelle