Trata de mantener siempre un trozo de cielo azul encima de la cabeza. - Marcel Proust