La emoción de desnudar...Y descubrir, despacio, el juego. El rito de acariciar prendiendo fuego - Joan Manuel Serrat