Uno de los castigos por rehusarte a participar en política, es que terminarás siendo gobernado por hombres inferiores a ti - Platón