El tedio es en cierto modo el más sublime de los sentimientos humanos. - Giacomo Leopardi