No dejes que se muera el sol sin que hayan muerto tus rencores - Mahatma Gandhi