La medicina ha prolongado nuestra vida, pero no nos ha falicitado una buena razón para seguir viviendo. - Miguel Delibes