A partir de cierta edad hacemos como que no nos importan las cosas que más deseamos - Marcel Proust